04

Ago

 

 

 

Existen más dispositivos móviles que habitantes en la tierra. Y ka demanda de nuevas conexiones móviles por parte de los consumidores sigue creciendo.

Esta tendencia, al auge, ha supuesto una explosión tecnológica que se ve reflejada en numerosas compañías, que recurren a las apps para lograr múltiples beneficios y ventajas competitivas:

-Alcanzar al público adecuado, en el momento justo. Las apps generan una exposición de la marca/compañía segmentada, ya que se dirigen a un tipo de consumidor que potencialmente estará interesado en el sector, actividad, productos o servicios, etc. que ofrece la empresa en cuestión. Y que probablemente descargarán y utilizarán la app justo cuando “necesiten” o estén buscando aquél producto o servicio.

-Desmarcarse de la competencia. Renovarse y avanzarse es clave para cualquier empresa. Aún existen muchos competidores que no han apostado por las aplicaciones móviles. Es una buena forma de diferenciarse.

-Datos y estadísticas. Más allá del número de descargas, una app puede ofrecer datos de gran valor, como el número de visitas a la web provenientes de la aplicación, el número de conversiones, etc.

-Reforzar la imagen de marca. Toda compañía debe tener claros sus valores, su visión y misión, así como las cualidades que definen su identidad. Una app puede ayudar a reforzar la comunicación de marca, reafirmar la percepción del consumidor… y, de este modo, lograr más fidelización.  
 
Las aplicaciones se han convertido en la manera más habitual de acceder a un servicio. El año pasado se crearon más de 250.000 aplicaciones con un alto y rápido crecimiento en las descargas de aplicaciones para el uso profesional: ventas, branding content, formación…

Y en vuestra empresa: ¿ya habéis dado el paso de contar con vuestra propia app corporativa?

 


C/ Marie Curie s/n | Parc Tecnologic - Barcelona Nord | 08042 Barcelona
Tel 933596150 | Fax 933596140 | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.